www.conozcarecoleta.com.ar


Escudo del barrio de Recoleta
Escudo del barrio
de Recoleta



Visitante Nro.

Librería El Ateneo

Av. Santa Fe 1854

Denominación original: Cine Teatro Grand Splendid
Propietario actual: Propiedad privada
Proyectista: Arquitectos Peró y Torres Armengol.
Año de inauguración: 1919
Corriente estilística: Academicista
En su fachada se destacan las figuras de Atlantes * que parecen sostener los balcones.
Actualmente el edificio es ocupado por la librería "El Ateneo" y en su maravilloso interior, se lucen los libros y pasea la gente admirando su belleza arquitectónica.

*Los atlantes eran conocidos como Elohim, los hijos de las estrellas, eran verdaderos dioses sobre la Tierra, medían entre 2´5 y más de 3´5 metros de altura, eran rubios de ojos azules y piel blanca. La historia de su leyenda se haya oculta en el texto del Génesis en la Bíblia
Poseidón repartió entre sus hijos, los Atlantes, su reino. Dio a Atlas (su hijo mayor) el Mediterráneo
La Metrópoli se construyó alrededor de un Volcán que le proveía de agua caliente y estaba rodeada de 5 anillos, 3 de tierra y 2 de agua.
A través de esos canales por los que se transportaba la madera y barcos, constituyen la infraestructura del gran astillero que fue la Atlántida, produciendo naves que cubrieron todo el Mediterráneo y saliendo por las columnas de Hércules, recorrieron el occidente de la Península Ibérica, las costas de Portugal, Inglaterra, Francia y llegaron al Báltico, donde se construye el 2º Astillero; para reparar las naves para el Regreso.
Con estos barcos fueron comerciantes e hicieron rica la Atlántida, con palacios, templos, estatuas de oro y marfil, y cubrieron las murallas, con Bronce, Plata y Oro.
Dice la tradición que los atlantes se alejaron de su dios, de sus antiguos líderes, y extraviaron el propósito de sus vidas; y que por esa causa el dios Zeus había decidido castigarlos con un cataclismo que hundió a la Atlántida
La masa enorme de cenizas volcánicas, millones de metros cúbicos de lava porosa y piedra pómez, se habría precipitado pronto sobre el mar en el mismo lugar donde antes se alzaba la hermosa isla de los atlantes.
Sus bienes materiales, en un día y una noche se volatilizaron, pero sus bienes inmateriales, quedaron esparcidos al igual que su escritura, por todo el mar Mediterráneo y el Báltico, y renacerían como el Ave Fénix de sus cenizas, en el esplendor griego.

Texto y foto: Susana Espósito

Visitas guiadas, City tour y Excursiones, consúltenos.
Teléfonos: 15-5614-8869 o 15-5850-3110