www.conozcarecoleta.com.ar

Serv. Meteorologico Nacional

Visitante Nro.

2016 el año de los “piquetes”

Creo que es tiempo de ponerse los pantalones largos y cuando hablemos de derechos lo hagamos en serio. Los porteños estamos hartos de que unos patoteros encapuchados y munidos de palos limiten nuestro derecho a circular por el espacio público.

Con la llegada de la democracia también llegaron los abusos, el derecho a la protesta cortando calles y avenidas, creando un caos en el centro de la ciudad, impidiendo que los que trabajamos y debemos cumplir con nuestras obligaciones podamos hacerlo como corresponde, en tiempo y forma. Los piqueteros se han adueñado del espacio público y no les importa nada, ni siquiera mínimamente nuestro derecho a circular libremente por la ciudad.

Los patoteros, encapuchados, munidos con palos y barras de hierro, en actitud amenazante, son los dueños de la calle, ante la mirada indiferente o ausencia de la policía, que se banca insultos, golpes, pedradas, como si nada ocurriera. Tienen miedo de actuar y que después los oportunistas de siempre critiquen “la represión policial”. Señores no están pintados, les pagamos para que pongan orden, para que hagan respetar las leyes.

Estoy de acuerdo en que si alguien tiene la necesidad de protestar que lo haga, pero sin afectar los derechos de los demás, sin arrojar basura a la calle y destruir o quemar los contenedores como lo hicieron hace pocos días frente a la ex fábrica Canale y en otras oportunidades en la Diagonal Norte, donde no más de veinte vándalos destruyeron el mobiliario urbano ante el asombro y la indignación de residentes y turistas que preguntaban sorprendidos ¿nadie hace nada para impedirlo? Ante lo cual con vergüenza ajena debíamos responder “es habitual, ocurre todos los días” y la policía observando con una indiferencia que irrita a los que trabajamos y pagamos los impuestos con los cuales se pagan los destrozos y también “los planes” que cobran muchos vagos que no conocen lo que es el trabajo.

En 2007 en campaña Macri dijo a la prensa “Si soy jefe de Gobierno en la Ciudad se acaban los piquetes”. Por su parte Rodríguez Larreta en la misma época decía: “los piqueteros van a tener que pedir permiso al gobierno para hacer sus protestas y no permitiremos que obstruyan totalmente calles ni avenidas”.

Ahora dice: "no es aceptable que no se respete el derecho a transitar", en sintonía con el reclamo del Presidente, que pidió "poner algún límite" a los cortes de calles en la Ciudad.

Hace unos días, en declaraciones a Radio Mitre, el presidente de la Nación, Mauricio Macri, dijo que "los piquetes podían tener razón de ser ante un gobierno intolerante como el anterior, donde no había mesas de diálogo, pero ahora ya no lo tiene más. Nuestro gobierno se sienta con todos los sectores: formales e informales”.

En ese marco, el presidente sostuvo que, durante 2016, “el gobierno nacional se hizo cargo de que no sucediera en rutas federales o nacionales, pero el epicentro mayor es la ciudad de Buenos Aires”.

“Lo he hablado con el jefe de gobierno de la ciudad (Rodríguez Larreta) y le dije que realmente en 2017 los ciudadanos argentinos y en particular los de la ciudad esperan un comportamiento distinto de su gobierno de poner algún límite de lo que pasó especialmente en diciembre”, indicó Macri.

"Coincido totalmente con lo que dijo el Presidente, lo venimos hablando hace meses". Bueno, Horacio, mucho diálogo pero los porteños queremos soluciones, queremos que se hagan valer nuestros derechos, tanto como nos hacemos cargo de nuestras obligaciones impositivas, laborales, etc.


Luis Leoz - www.conozcarecoleta.com.ar (3533) - Publicado: 31/12/16