www.conozcarecoleta.com.ar


Escudo del barrio de Recoleta
Escudo del barrio
de Recoleta



Visitante Nro.

Recargos en restaurantes por compartir un plato

En nuestro país no perdemos la capacidad de sorprendernos, ya que ocurren a diario hechos insólitos y no son precisamente para ponernos contentos sino todo lo contrario. En los últimos tiempos, hay restaurantes que cobran un extra por compartir un plato y ya se generó polémica.

En distintos medios se dio a conocer que en varios restaurantes, cobran hasta $100 de recargo por compartir la misma porción entre dos o más personas. Según dicen fuentes del Gobierno, esto es ilegal pero a pesar de eso, esta práctica se va generalizando. Ante un público más propenso a dividir porciones para cuidar el bolsillo, se van sumando más restaurantes que cobran dos precios diferentes, por plato sin compartir o compartido.

Resulta increíble que en la situación económica en que se encuentra el país y sabiendo que un alto porcentaje de los argentinos ha dejado de ir a comer afuera, porque apenas pueden comer bien en su casa y como consecuencia también han bajado sus persianas muchísimos restaurantes, lejos de aggiornarse a los tiempos que corren y ajustar los precios para no perder clientes y sobrevivir a la crisis, deciden cobrar una suma extra por compartir un plato. Algunos porque comen poco y otros porque no pueden gastar demasiado, se ven coartados de ir a cenar a un restaurante porque ese porcentaje extra que deberán pagar si comparten plato, incide en su presupuesto y directamente deciden no ir a un restaurante.

A veces se da en locales que no cobran servicio de mesa. Otras veces, ambos cargos se suman. Y en casi todos los casos la controvertida cláusula aparece avisada en los menús, pero en letra chica, por lo que muchos clientes terminan sorprendidos cuando les llega la cuenta.

Los casos más denunciados se han dado en los restaurantes de distintas zonas de la ciudad: Palermo Hollywood, el Paseo de la Infanta, Shopping Dot, Las Cañitas, Saavedra, Recoleta.

Daniel Presti, abogado y legislador porteño del PRO que había presentado en 2017 un proyecto de ley para prohibir a los restaurantes cobrar y facturar montos extra "por platos compartidos". En los fundamentos de su proyecto dice: "Esta práctica muestra una desfavorable tendencia a convertirse en un uso o costumbre, que no debe ser aceptado por habitual, ya que indudablemente se trata de un acto de mala fe por cuando se factura un servicio que muestra cierta ambigüedad, además de aumentar significativamente la cuenta, perdiendo sentido entonces los precios publicados al público".

Como la iniciativa no llegó a ser tratada antes de diciembre pasado en la Legislatura, perdió estado parlamentario. Ahora, el legislador Presti, evalúa volver a presentarla, porque en los últimos dos años la conducta siguió creciendo. Es que, a su parecer, va en contra del principio de que al consumidor debe tratárselo digna y equitativamente, tal como ordenan la Constitución Nacional, la porteña y la Ley de Defensa del Consumidor 24.240.

En algunos restaurantes, en el menú directamente dice que "Las promociones no se comparten" o "no se puede compartir".

En la Cámara de Restaurante destacan, además, que hoy ninguna ley prohíbe expresamente cobrar el extra. "Si se informa y todo es claro, es una condición que forma parte de la relación de consumo. Es parte de la política comercial que cada local tiene la libertad de definir.

Héctor Polino, fundador y representante legal de Consumidores Libres expresó: "Los que comparten suelen ser personas de tercera edad o chicos, que no tienen capacidad de comer un plato entero. El producto ya lo están cobrando, lo consuma una o dos personas y el mayor costo en el que incurre el restaurante por la vajilla es algo mínimo. De ningún modo eso justifica un recargo semejante."


www.conozcarecoleta.com.ar (3727) - Publicado: Martes 19/03/19